fondos

CFA Institute: “MiFID II ha beneficiado a las grandes gestoras”

Un año después de la implantación de MiFID II, ¿qué es lo que ha cambiado realmente?¿Ha significado la revolución que se esperaba? En DIRIGENTES hemos hablado de ello con Josina Kamerling, directora de Asuntos Regulatorios de CFA Institute para Europa, Oriente Medio y África. Con ella hemos abordado también el reto regulatorio que supone el Brexit y qué se está haciendo para dotar de claridad la inversión en nuevos activos financieros.

06 DE marzo DE 2019. 17:03H Rocío Arviza

josina_41-132629_20190306214028.jpg

Ante el escenario del Brexit, ¿puede estar tranquilo el inversor transfronterizo a nivel regulatorio?

Sí. ESMA, que es la autoridad supervisora de los mercados de la UE, ha publicado hace unas semanas que la continuidad de contratos va a ser respetada. Eso no excluye que las empresas tengan que revisar sus contratos y que el inversor tenga que hablar con las compañías en las que tiene sus inversiones para confirmar que sus contratos siguen igual. Sin embargo, lo más importante, que era el negocio de liquidación de derivados, está resuelto. La Autoridad de Conducta Financiera del Reino Unido (FCA) ha trabajado con la ESMA y se ha impuesto el pragmatismo porque nadie quería generar un problema de riesgo sistémico. De modo que sí, tendríamos que tener tranquilidad.

¿A partir de ahora estamos preparados para competir con Londres?

Londres dice que va a seguir la regulación europea pero lo dice ahora, cuando todavía no ha salido. Sin embargo, están esperando la oportunidad de caminar de nuevo solos para posicionarse con atractivo de cara al mercado global. Podríamos ver, por ejemplo, una directiva que rebaje los costes, por eso la UE debe trabajar para prepararse.

Ya ha pasado un año desde la aplicación de MiFID II, ¿qué balance hace?¿Qué cambios reales se han producido?

En términos de transparencia y por lo que toca al mercado de bonos creo que hay que ajustar todavía la regulación. Era un mercado que no era muy líquido y en la era post MiFID II esto no ha mejorado. Hay que trabajar en ello en cuanto tengamos un estudio detallado de cuáles han sido los efectos en los mercados de acciones y bonos.

En lo que respecta a la gobernanza de productos, MiFID II sí que ha cambiado las cosas. Yo creo que hay más claridad entre el productor y el distribuidor, claridad en cuanto hasta dónde llega la responsabilidad de un producto. Y esto es muy positivo porque antes este tema era muy vago.

De cara a las comisiones también creo que esta nueva regulación ha supuesto más transparencia. Han bajado debido a esa transparencia, pero también creo que esto puede ser negativo a largo plazo para las pequeñas gestoras, que tienen que asumir los costes de análisis. Desde este punto de vista, a mi juicio MIFID II está beneficiando a las grandes gestoras.

Ante el auge de las criptodivisas, ¿para cuándo una regulación europea?

El tema está en punto de observación. Los reguladores tienen casi pavor a cambiar o regular todo lo relacionado con Fintech por miedo a inhibir la innovación. Sin embargo, el tema de las ICO (Oferta Inicial de Moneda para financiar el nacimiento de una criptomoneda) ESMA sí que lo está mirando muy de cerca. Creo que hay bastante control, pero no está clara la regulación, cambia país por país y creo que de cara a la nueva legislatura europea habrá que trabajar en este asunto para aportar claridad al inversor.

¿Cómo se está atendiendo al reto del auge de los nuevos actores que ofrecen servicios financieros pero que no están sometidos a las mismas normas que la banca?

Todo lo que es la no-banca está en auge. Creo que se necesitaban más opciones, se necesitaba aire fresco en el sistema bancario y, por tanto, no veo mal que se desarrolle por el momento de manera más “informal”. Pero también está claro, y nosotros en CFA Institute hemos insistido en ello, que hay que controlar y regularlo. Más que nada porque también la banca tradicional se está mudando a las opciones no-banca en busca de menor regulación.

Estamos en la cuenta atrás para las elecciones europeas y, por tanto, a las puertas de una nueva legislatura, ¿cuál es el principal reto a nivel regulatorio?

El gran reto regulatorio va a ser encajar un mundo financiero dinámico, fluido, con participantes que no van a ser bancos y con dinámicas entre mercados privados y públicos que están cambiando. Hay que encajar una sofisticación de productos que va en alza, con inversores que todavía no están bastante protegidos y que no tienen suficiente información. La educación del inversor es algo que tiene que crecer en el mandato que viene. Estamos en un mundo geopolítico muy incierto. Siempre nos hemos comparado con EE.UU en temas de mercados financieros pero no somos comparables. El estadounidense es un mercado completamente diferente al mercado continental post-Brexit. Creo que tenemos más en común con los países asiáticos y, de hecho, ya hay más intercambios entre la CE y los reguladores y supervisores de Asia. Hay mucho diálogo que creo que puede ser muy beneficioso para Europa.

CRR Markets: "los inversores no están prestando atención a la volatilidad"